Estás Aquí
Inicio > Contenido > Reseñas > Análisis > Man of Medan – Análisis

Man of Medan – Análisis

Como parte de una colección de historias de horror interactivas titulada The Dark Pictures Anthology (o La Antología de Películas Oscuras), BANDAI NAMCO nos trae Man of Medan. Desarrollada por Supermassive Games para Playstation 4, Xbox One y PC, esta mezcla singular de película con videojuego ha tenido éxito en el pasado con otras entregas. ¿Qué tan bien funciona esta vez?

Tus decisiones, tu historia

Desarrollado por parte del equipo que anteriormente causó furor con Until Dawn, Man of Medan nos presenta una historia interactiva en la cual tienes un control limitado pero vital sobre los personajes. La historia se presenta en su mayor parte mediante cinemáticas y escenas lineales de exploración. Sin embargo, la interactividad sale a relucir cuando es necesaria la toma de decisiones y, más notablemente, en secuencias de acción.

Como cuando decides entrenar con Goro-sensei.

Las decisiones varían en importancia y peso a la hora de cambiar los eventos de la historia. Algunas simplemente producen diálogos graciosos, brindando levedad a algunas escenas tensas como es común en las películas de horror. Otras impactan las relaciones entre los personajes, lo cual afectará de manera indirecta qué tanto confían los unos en los otros. Todo esto es explicado por El Curador, un personaje fuera de historia que funciona como una especie de anfitrión. Este interrumpe la trama ocasionalmente para ofrecer comentarios sobre algunas de tus acciones y el ocasional consejo que puedes tomar o dejar, además de dar ligeras pistas sobre lo que vendrá en la próxima parte de la historia.

Lo más notable de este tipo de jugabilidad es que los resultados de cada interacción son casi siempre impredecibles. Las pequeñas variaciones causadas por tus decisiones hacen que la historia se mantenga interesante. Nunca sabes si un simple diálogo puede ocasionar que alguno de los personajes reaccione distinto cuando sus vidas dependan de ello.

La eterna lucha interna entre lo que quieres ver en la historia… y lo gracioso.

Esto mismo, por otra parte, podría considerarse como uno de los aspectos negativos. Nunca sabes si algo que parece insignificante tendrá repercusiones. El juego, y por consecuencia la historia, sigue su propia lógica en cuanto a qué es una decisión sabia o qué no lo es. La más cercano a una guía de cómo salir avante vendrá de tu conocimiento de los tropos y clichés de horror que inspiraron esta historia.

El ritmo de la historia, por otra parte, es desigual. Esto es de esperarse en medida gracias a que esta no avanza sin tu guía y que puede variar drásticamente según los acontecimientos. Básicamente, sigues un esquema que va de cinemática a exploración y de ahí a cinemática nuevamente. Esto ayuda a crear tensión de forma bastante eficaz entre muchas de sus escenas y causa unos buenos sustos, gracias en gran parte a su excelente edición de sonido y banda sonora.

Los peores son los que te asustan aun cuando los ves venir.

Este ciclo de juego es interrumpido por algunas secuencias de acción en las que deberás reaccionar a manera de los famosos QTEs (quick time events). En estas secciones deberás presionar el botón o secuencia adecuado en el momento adecuado para sortear obstáculos o escoger la mejor forma de resolver problemas.

La estructura de la historia no está definida de manera muy firme y es probable que en algunas partidas te sorprenda un final abrupto. El lado positivo es que la rejugabilidad es alta gracias a las múltiples variables de su la trama. Puedes obtener, por ejemplo, un final tipo Hamlet donde todos los personajes mueren, otro donde todos viven y cualquier punto intermedio entre ambos.

Más que una película, menos que un juego

Man of Medan es uno de esos títulos que incitan la discusión de qué constituye realmente un videojuego. Mucha de la experiencia es guiada en mayor o menor medida. Aun en sus momentos más abiertos, existe una linealidad inescapable a la experiencia que puede no ser del agrado de muchos. Sin embargo, esto es parte del concepto y la forma como la historia toma rumbos distintos de acuerdo al criterio del jugador es su punto más fuerte.

Siendo la experiencia de este tipo de juegos muy similar a ver una película de horror, hay comparaciones entre ambos medios que son inevitables. Como videojuego, se rompen unas cuantas reglas clásicas de la buena cinematografía en algunos momentos.

Por ejemplo, las características que definen a un personaje, en este caso, son mostradas en pantalla al momento de introducirlo a la historia, junto con su nombre. Estos rasgos de su carácter son también mostrados en uno de los menús del juego y constantemente se actualizan de acuerdo a los acontecimientos. Un personaje que inicia la historia un tanto inseguro puede terminar siendo el que asume liderazgo del grupo y guía a todos hacia el mejor desenlace. Sin embargo, como mencioné anteriormente, las reglas que dictan estos cambios nunca son claras, así como qué es lo que cambia con cada interacción. Generalmente, en el buen cine el carácter de un personaje es algo que una buena historia muestra en pantalla, en vez de decirlo a manera de currículum.

Al comic relief de la historia le va tan bien como en todas las historias de horror.

Este punto intermedio entre la grandeza y lo terrible puede apreciarse también en su apartado gráfico. Visualmente, Man of Medan es una producción bastante impresionante. Los personajes se ven y se mueven con mucha naturalidad, tanto en las cinemáticas como en las secciones jugables. La captura facial utilizada para crear las escenas permite que los actores le den mucha personalidad a los roles que interpretan. Esto se puede apreciar de forma bastante consistente durante el juego, con la excepción de las ocasionales escenas un tanto atravesadas que parecen más como una demostración de la tecnología empleada en el juego que un punto importante de la historia.

De la misma forma, tus decisiones durante el juego pueden crear una serie de escenas con cortes abruptos de edición que dejan líneas de diálogo colgando. Esto incluye momentos de interacción entre personajes que a pesar de estar diciendo cosas muy serias, se escuchan con tonos de voz que no encajan exactamente con lo que están tratando de decir.

O tal vez así son ellos, todos tenemos amigos con TDA.

El lado positivo del trueque entre película y juego es que, primero, puedes disfrutar de varias versiones de la misma historia, experimentando con otros diálogos y decisiones. Segundo, puedes compartir tu experiencia, tanto de manera local como en línea, con hasta cuatro otras personas gracias a su modo “Movie Night”. En este modo, tú y tus amigos escogen qué personaje o personajes controlará cada uno y mientras uno de ellos juega su sección respectiva de la historia, los demás pueden ver cómo se desarrolla. Este modo ofrece una experiencia bastante única como juego cooperativo, además de la oportunidad de crear múltiples variaciones en la historia gracias a las decisiones de tus amigos.

Conclusión

Man of Medan es la primera de varias historias de horror interactivas de esta colección y es una experiencia bastante singular como videojuego. Con un promedio de cuatro horas de duración, es un poco difícil justificar su precio de treinta dólares a menos de que hayas disfrutado otras entregas similares en el pasado o que te guste este tipo de historias de horror, con el valor agregado de alta rejugabilidad y muchos posibles finales.

Lo Bueno:

  • Impresionante apartado gráfico
  • Historia crea efectivamente momentos de tensión
  • Múltiples caminos y finales para la historia

Lo Malo:

  • Calidad de actuaciones inconsistente en ocasiones
  • Edición de escenas puede romper la inmersión por cortes esporádicos
  • Ritmo de la historia puede ser sumamente desigual
  • Depende de rejugabilidad para justificar su precio

Puntaje:

  • Jugabilidad: 7
  • Contenido: 6
  • Sonido: 8
  • Gráficos: 9

Calificación: 8.0

Eulices Nicot
Eulices Nicot
Eulices Nicot es miembro de la legendaria PC Master Race y le gusta discutir sobre videojuegos y películas. Escríbele qué tan equivocado está en todo lo que dice en un comentario, en su Facebook, o a través de Steam.
Top